FERNANDO BORELLO Y FEDERICO GIL, PROTAGONISTAS EN TORONTO 2015

Fedrico Gil, felíz con el resultado obtenido. Fedrico Gil, felíz con el resultado obtenido. Prensa COA

El tiro argentino tuvo una actuación superlativa en los Juegos Panamericanos Toronto 2015. Fernando Borello fue uno de los protagonistas al quedarse con la medalla de plata en fosa olímpica. Por su parte, Federico Gil estableció en la clasificación de skeet un nuevo récord panamericano.

 

Sobre lo vivido en Toronto Borelloaseguró “fue una experiencia muy buena. Y con una buena preparación, fueron muchas emociones. Muy contento, se lo dediqué a todos, en especial a mi Provincia (Santiago del Estero).

 

 

“Fue una experiencia enteramente satisfactoria, en mi caso era mi tercer Panamericano y tuve mi mejor resultado, así que muy feliz”, afirmó Gil.

 

Ambos habían conseguido la clasificación para los Juegos Panamericanos en el Campeonato de las Américas. Luego participaron en distintas Copas del Mundo. Fernando Borello también realizó parte de la preparación en Italia, antes de aterrizar en Toronto.

 

“El lugar donde competíamos (en Toronto) era un poco complicado, pero lo dejé de lado, me enfoqué en el trabajo que tenía que hacer y se me dio el resultado”, aseguró el medallista panamericano de plata.

 

En el caso de Federico Gil, su objetivo era quedar “entre los primeros seis. En mi caso lo logré haciendo el nuevo récord panamericano de mi disciplina. En la final tuve una mala pasada que es por qué no clasifiqué a Río en ese evento”.

 

Argentina se ubica en los primeros planos del tiro americano, una proeza a destacar si se tiene en cuenta el crecimiento notable de este deporte en el continente. “En mi disciplina el nivel está muy alto en América. Contamos con el número 1 del ranking mundial, pero el nivel del país también está a la altura de las circunstancias”, contó Gil.

 

“Siempre América tiene un nivel muy alto, sobre todo EEUU. Lo que hizo la diferencia fueron las canchas, que no eran tan buenas. Eso hizo bajar el rendimiento de los atletas. Por esa parte, un poco molesto, pero lo importante fueron la medalla y la clasificación”, expresó Borello.

 

“Nosotros estábamos en una subsede a unos 130km de la Villa Panamericana y fue de primer nivel. Vivimos en un hotel cinco estrellas, la alimentación fue muy buena. En cuanto al campo de tiro en sí, las condiciones no fueron las mejores. Las canchas tenían algunos defectos técnicos que tenían que ver con la construcción a último momento. Pero permitían desarrollar el deporte con normalidad”, describió a su vez Gil.

 

 


Visto 2823 veces